FISAN, del corazón para el corazón

En FISAN cuidamos del cerdo Ibérico con todo el corazón para que, cuando lo disfrutes tú, le hagas un favor a tu corazón.


  

FISAN, del corazón para el corazón

Además de asegurarnos un sabor y una textura única, el cuidado de la raza y la alimentación de nuestros cerdos ibéricos nos asegura que podamos disfrutar de una de sus características más singulares: Porque las grasas del cerdo de raza ibérica alimentado con bellotas son mucho más que sabrosas, son cardiosaludables. Una característica única entre los alimentos de origen animal que hace de nuestros productos ibéricos FISAN un alimento extraordinario

En total, las grasas del cerdo ibérico, las visibles y las infiltradas en sus carnes,  nos ofrecen más de un 56% de acido oleico (para un total de un 75% de grasas insaturadas). De hecho, solo el aceite de oliva contiene una mayor concentración de este tipo de acido graso llegando a un 80%. Y es que los ácidos grasos insaturados, especialmente el oleico, contribuyen a aumentar en sangre el nivel de HDL (colesterol bueno) y reducen la presencia de LDL (colesterol malo). Por eso el aceite de oliva es la forma de grasas más recomendada por médicos y nutrólogos.

Hoy en día, el abuso de las grasas saturadas se ha convertido en un problema general de la sociedad, especialmente para los jóvenes; pues este tipo de grasas están muy presentes en la bollería industrial, otros alimentos de origen animal o el FAST FOOD. Por eso, el Jamón Ibérico de Bellota FISAN o cualquiera de nuestros embutidos ofrecen una alternativa mucho más sana, sea en bocadillo, en pincho o como merienda para niños, jóvenes y adultos. De hecho la Asociación Española de Pediatría recomienda utilizar únicamente el aceite virgen de oliva como grasa principal en la dieta de los niños, desde que son bebes y empiezan con las papillas hasta el fin de la adolescencia, por su contenido de un 80% de ácido oleico (el cerdo ibérico de bellota alcanza niveles superiores al 56% en ácido oleico y hasta un 75% de grasas insaturadas "saludables" por lo que cuenta con gran parte de los beneficios para la salud del aceite de oliva).

También el USDA (United States Department of Agriculture) en sus recomendaciones nutricionales recomienda el empleo principal de aceites vegetales insaturados especialmente aceite de oliva (o de canola) como principal aportación de grasas en la dieta. Lo que refuerza la idea de que las grasas del cerdo ibérico son las grasas de origen animal más saludables por su concentración de ácido oleico y otros ácidos grasos insaturados. Te lo decimos de corazón.

 

El contenido de este artículo es meramente divulgativo y no puede nunca sustituir el consejo de tu médico o nutricionista. Por eso, si necesitas consejo profesional, quieres seguir una dieta especial o tienes problemas nutricionales, debes acudir a tu médico de cabecera que te remitirá al profesional más adecuado en cada caso.

[VOLVER]